Pérdidas Recurrentes de Embarazos2019-04-05T22:46:37+00:00

Pérdidas Recurrentes de Embarazos

Es cuando una mujer pierde su embarazo dos o mas veces luego de que el bebé haya sido detectado por ultrasonido en una cita médica. Esta condición afecta al 5% de las parejas.

Hay muchas causas, entre las que hay:

Causas genéticas

Hasta el 70% de las perdidas de embarazo pueden ser debido a errores genéticos dentro del embrión. Normalmente existen 46 cromosomas que contienen los genes para el desarrollo normal, sin embargo, los embriones pueden tener un cromosoma extra (47) o le puede faltar un cromosoma (45). Cuando hay más o menos cromosomas en el bebé, estos embarazos usualmente resultan en pérdidas. Una causa frecuente de sufrir una pérdida involuntaria debido a errores genéticos es la edad, ya que el riesgo aumenta a medida que la edad de la mujer aumenta.

Causas anatómicas

En ciertos casos existen problemas en la forma del útero (tabique septal, útero bicorne, entre otros), que pueden resultar en pérdidas de embarazo. Otras causas comunes son masas dentro del útero como fibromas o pólipos que aumentan el riesgo de pérdidas de embarazo.

Causas relacionadas a estilo de vida

El uso de cigarrillo, alcohol, drogas e incluso cafeína en exceso (>2 tazas diarias) está relacionado a pérdida recurrente de embarazos. El llevar una vida sedentaria y tener obesidad también puede estar relacionado a esta condición.

Causas médicas

Condiciones médicas como diabetes e hipotiroidismo pueden aumentar el riesgo de una pérdida. Condiciones inmunológicas como ciertas enfermedades autoinmunes o hematológicas (trombofilias o un aumento en el riesgo de producir coágulos) pueden estar relacionado a pérdidas recurrentes de embarazo.

Se debe realizar una investigación exhaustiva, iniciando por análisis de sangre, estos incluyen análisis genético a la pareja (cariotipo), pruebas especiales para el sistema inmunológico y pruebas para determinar afecciones de coagulación de sangre (trombofilia). Una histerosalpingografìa (radiografía) o un histerosonograma (ultrasonido 3D) pueden detectar anomalías en la forma del útero que estén ocasionando las pérdidas de embarazo. Estudios genéticos directamente a la pérdida de embarazo pueden brindar información adicional sobre el caso.

Es importante resaltar que aún con dos pérdidas todavía existe un 70% de chance que el tercer embarazo sea exitoso, sin embargo, luego de realizar estudios a la pareja el médico puede recomendar tratamientos médicos o quirúrgicos que pueden ayudar a maximizar el chance de lograr el embarazo. Lo más importante es hacer la menor cantidad de intervención posible, pero aumentar la mayor cantidad posible los chances de no tener una pérdida. Estos tratamientos tendrán como objetivo corregir condiciones hematológicas como trombofilias, condiciones inmunológicas como hipotiroidismo o anticuerpos elevados, cambios en el estilo de vida, suplementos. De ser necesario, existen maneras de aumentar los chances de un embarazo exitoso como fecundación invitro con diagnostico genético preimplantación y correcciones quirúrgicas, al igual que tratamientos inmunológicos o para las trombofilias.